fbpx Buena cosecha de girasol, pero los cultivos de verano podrían comprometerse si no llueve en el corto plazo – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Buena cosecha de girasol, pero los cultivos de verano podrían comprometerse si no llueve en el corto plazo

El Eco

La falta de lluvias y las temperaturas todavía altas comprometen las etapas finales de los cultivos de verano generan incertidumbre sobre los rindes de cosecha de soja y maíz, aunque la de girasol viene mostrando buenos resultados por la zona.
Según explicó Matias Meli, presidente de la Sociedad Rural de Tandil, la seca en sí comenzó a sentirse hace 20 días, por lo que el ciclo del girasol prácticamente llegó a completarse, dando como resultado rindes “de buenos a muy buenos”, aunque hasta el momento se ha levantado solamente el 30 por ciento.

Sin embargo, advirtió que los más afectados hasta el momento son la soja y los maíces de segunda que dependen del agua para el llenado de los granos, y lamentó que los “pronósticos no son alentadores”.

Asimismo, indicó que para el campo la sequía se está sintiendo en la siembra de los verdeos, ryegrass y pasturas, para los que están necesitando de las precipitaciones de manera “urgente”. “Por lo menos tienen que caer entre 40 y 50 milímetros de acá a una semana o diez días”, estimó.

Por otro lado, en un balance del 2020, contó que se terminó un año bueno en cosecha con rindes de trigo y cebada muy buenos, sobre todo en lo que refiere a calidad, lo cuál explicó que es algo que no siempre ocurre. En tanto que el 2021 consideró que inició con precios interesantes, señalando que hoy el girasol, por ejemplo, está en torno a los 38 mil pesos por tonelada y la soja ronda los 40 mil. “Es un valor que sirve y funciona”, afirmó Meli.

Carne y leche

En otro sentido, el titular de la Sociedad Rural precisó que lo referido a carne “la vaca está muy firme al kilo”, aunque manifestó que el consumo está un poco retraído y se notó la falta de demanda.

Sin poder confirmar que la merma tenga relación directa con la pandemia, aseveró que el consumo ha ido bajando notablemente en los últimos tiempos. “Entiendo que fue por el valor, y a la vez aumentaron las preferencias por las otras carnes alternativas como pollo y cerdo”, dijo.

Consiguientemente, develó que la coyuntura de la lechería es la más compleja dentro del sector agropecuario, ya que está atravesando una situación “muy complicada de precios”. Según expresó, esto se debe a que el Gobierno nacional tiene “pisado” el valor en góndola, impidiendo a las usinas o las grandes marcas aumentar, lo que hace que la inquietud percibida sea trasladada al productor.

“Se ve una intervención del Estado en el mercado y no se puede trasladar el precio a la leche, cuando en realidad las usinas se habían comprometido con los tamberos a realizar un aumento del tres a cuatro por ciento mensual y no lo están pudiendo cumplir”, explicó. A consecuencia de esto, apuntó que los valores de enero y febrero han quedado prácticamente iguales.

Vale decir que a la actualidad el monto percibido por el productor está entre los 22 y 24 pesos por litro, mientras que el sachet de leche en góndola se vende en un promedio de 80 pesos. “La diferencia es importante”, consideró, e insistió que es el sector que peor la está pasando.

La próxima cosecha

En cuanto a la perspectiva a futuro con respecto a los cultivos, que hacia fines de abril y principios de mayo tiene la cosecha de soja y hacia junio la de maíz, dependerá mucho del agua.

Así, Meli sostuvo que en el ciclo en sí mismo las plantas vienen bien, sin embargo necesitan de las lluvias para el llenado de los granos. “Si eso ocurre llegaríamos a rindes muy buenos”, anticipó.

Igualmente, estimó que con los precios que se están manejando se calcula que va a haber una buena siembra de cebada y trigo, siempre esperando que el clima acompañe para que los rindes respondan a la expectativa.

Las lluvias 

De acuerdo al análisis que compartió el meteorólogo Gustavo Czop, las previsiones climáticas hacia el corto y mediano plazo indican que la semana próxima se experimentarán algunas lluvias “más importantes de lo que se viene viendo”, que vienen rondando los 20 milímetros promedio.

La inestabilidad comenzaría a percibirse el martes, pero previó que el miércoles hay mayor probabilidad de perturbaciones sobre la zona.

Sin embargo, advirtió que este tipo de eventos están y continuarán siendo muy dispares, con mucha diferencia a poca distancia en el milimetraje, con tormentas que terminan siendo muy sectorizadas al momento de la descarga.  “Esto es general en la región central del país”, explicó.

En cuanto al estudio trimestral de marzo, abril y mayo, el experto señaló que en la estacionalidad todavía hay un 62 por ciento de probabilidad de que se mantenga esta tendencia de inestabilidad dispar o focalizada, con temperaturas más altas de lo normal y lluvias por debajo de la media.

“Recién se estaría debilitando hacia el invierno, volcándose a una etapa neutral con valores más normales para la época del año”, indicó.

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario