fbpx Con una ocupación del 75 por ciento, prestadores turísticos expresaron satisfacción por volver al ruedo – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Con una ocupación del 75 por ciento, prestadores turísticos expresaron satisfacción por volver al ruedo

Tras 10 meses sin recibir visitantes, manifestaron su alegría de poder trabajar nuevamente y se mostraron conformes con el nivel de ocupación. Destacaron el buen cumplimiento de los protocolos por parte de los turistas.

Mariano Leunda

Los complejos de cabañas y hoteles volvieron a tener vida este fin de semana y con ellos, sus propietarios y quienes trabajan en esos lugares. El turismo regresó a la ciudad, generando gran entusiasmo en todos los prestadores luego de 10 meses de no recibir visitantes.

El director de Turismo, Rodrigo “Lole” Inza, indicó que la ocupación del fin de semana largo ronda el 75 por ciento, pero es mucho mayor el porcentaje en cabañas que en hoteles.

“Lo que pude observar y también hablando con algunos turistas pude saber que antes en los fines de semana largos en los paseos se notaba mucha cantidad de gente y quizás ahora donde veían mucha gente, los turistas decidían seguir e ir a ese paseo en algún otro momento”, marcó.

Asimismo, explicó que “muchos se quedaron en los complejos disfrutando porque tenemos complejos con muy buenos servicios y muy bonitos, entonces aprovechaban esos lugares y el clima acompañó. También se vio gente en los restaurantes, hubo movimiento pero el comportamiento del turista fue muy bueno”.

“Yo recorrí restaurantes y complejos, y cumplían los protocolos de manera excelente, en los alojamientos todos cumpliendo a rajatabla y entendiendo que algunos que ya venían trabajando con el programa Destino en tu Destino ya tenían protocolos de funcionamiento, con lo cual a ellos les fue más fácil la puesta a punto que los que recién abrían, que tenían algunas dudas y un nivel mayor de incertidumbre, pero enseguida se acomodaron”, manifestó.

En cuanto a la cantidad de noches, muchos turistas vinieron por dos días, y otros por tres o cuatro. Los visitantes como siempre, mayormente llegaron de AMBA y muchos de la provincia también.

 Regreso auspicioso

“Los prestadores están conformes, porque después de tanto tiempo se les nota la satisfacción de poder nuevamente abrir sus puertas y tener movimiento. Les hizo muy bien volver a recibir turistas. La única solución que había para que la actividad volviera a ponerse a tono era abriendo; más allá de las ayudas que se pudieron dar, lo único que iba a solucionar esa situación era la apertura”, resaltó el funcionario.

Y añadió que “más allá de lo económico, tienen felicidad de ver nuevamente gente disfrutando de sus complejos, da gusto escuchar eso después de tanto tiempo”.

Respecto a los permisos para circular, indicó que “yo consulté a varios turistas y algunos tuvieron algún control, mostraron el permiso de circulación y no tuvieron inconvenientes, pero en el trayecto, no en los ingresos a la ciudad porque nosotros no tenemos en el ingreso a la ciudad controles”.

“Todos habían sacado los permisos de circulación que es muy sencillo, no es un trámite complicado para hacer, entonces entendiendo eso la gente lo hace porque se quedan tranquilos de que pueden circular como corresponde. Algunos lo hicieron desde la aplicación Cuidar y otros a través de la página y tenían el permiso en el mail o el teléfono”, indicó.

Un fin de semana intenso

Por su lado, la presidenta de la Asociación de Cabañas Fernanda Díaz, explicó que “la verdad que ha sido un fin de semana intenso, porque nos ha cambiado el ritmo, recibir a los turistas de siempre aprovechando el inicio de temporada con un fin de semana extra largo. La verdad desde las cabañas estamos muy conformes con la ocupación, hemos tenido buena recepción de parte de los turistas y las consultas que había se fueron convirtiendo en reservas porque estamos prácticamente todos los complejos con una alta ocupación”.

“Los turistas están contentos. Los primeros días más ansiosos, ahora ya están en el tercer día (por ayer) están mucho más relajados, tomando más contacto con el descanso pleno”, sostuvo.

Y expuso que “al ingresar el huésped se le indica todo el protocolo, se le envía por whatssapp, hay cuestiones como el uso del barbijo y el distanciamiento social que lo tienen incorporado, lo mismo en el uso de la pileta, la verdad que no hemos tenido ningún tipo de inconveniente. La gente entiende que hay protocolos y deben ser respetados”.

“Hubo muchas reprogramaciones este fin de semana largo de personas que ya habían reservado en marzo o en abril, cuando nos cerraron, así que aprovecharon este fin de semana largo para concretar el viaje que no pudieron hacer en su momento”, afirmó.

En tanto, el perfil de turista son principalmente familias y algunas parejas.

“Ahora están mayormente muy dentro de la cabaña pero el primer día salían a hacer compras, preguntaban para hacer delivery, dónde se podía ir a comer, ahora se los ve más disfrutando plenamente el complejo. El clima está acompañando bien también, entonces se puede disfrutar de la naturaleza, pero ha habido para todos los gustos, gente que ha salido a cenar todas las noches y gente que no se ha movida de la cabaña”, sostuvo.

“Poder trabajar es una alegría importante”

Por su lado, el vicepresidente de la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Bares, Confiterías y Afines, Ariel Bardisa, expresó que “estamos entusiasmados, se ve otra vez el espíritu del trabajo, vida en los complejos y eso para nosotros es importantísimo”.

“Están contentos los turistas, comentan que ya no aguantaban más estar tanto tiempo adentro, se cuidan bastante, todos con mucho criterio y responsabilidad. No he visto ninguna situación en la que no se estén cuidando, inclusive están mucho en el exterior de la cabaña también, y el clima acompañó un montón”, resaltó.

Y agregó que “en lo que es cabañas no se llegó al ciento por ciento de ocupación pero estuvo muy bien y lo que es hotelería estuvo cerca del 50 por ciento. Si supiésemos que vamos a seguir trabajando, nos acomodamos al número que nos tengamos que acomodar, al 50, al 60, pero el tema es que efectivamente podamos trabajar porque lo que nos pasó fue algo tan raro y tan difícil de llevar, que hoy poder trabajar es una alegría importante”.

“No nos va a recuperar ni este fin de semana ni todo el verano, nos han golpeado feo, pero nos vamos a recuperar con el tiempo. Lo peor era no tener perspectiva, no tener un horizonte hacia dónde ir, ahora tampoco lo tenemos pero al menos podemos soñar con que está. Si esto se llega a cortar otra vez, va a ser muy duro, pero ahora estamos con todo el espíritu”, enfatizó.

Respecto al modo en que se manejan los turistas, indicó que “la gente sale mínimamente una vez al día a comer a restaurante, y están fascinados con los precios para salir a comer en Tandil, todos me lo han comentado, han hablado muy bien de la mayoría de los restaurantes y de las tarifas que se manejan en Tandil, comparado a Buenos Aires. Calculan un 40 o un 30 por ciento de lo que se paga algo parecido en calidad en Buenos Aires”.

 

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario