fbpx En el Día de la Lucha contra el VIH-SIDA, el principal foco sigue siendo la prevención y el uso del preservativo – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

En el Día de la Lucha contra el VIH-SIDA, el principal foco sigue siendo la prevención y el uso del preservativo

En la ciudad se contabilizan alrededor de 15 nuevos diagnósticos por año. El 98 por ciento de los contagios se producen por la vía de transmisión sexual al no emplearse métodos de barrera. Gracias a los avances, con la detección precoz y el tratamiento adecuado, los pacientes logran una buena calidad de vida y la carga viral se vuelve indetectable en el organismo. La pandemia de coronavirus resintió la atención en el sistema de salud.

El Eco

Ayer se conmemoró en todo el mundo el Día de la Lucha contra el VIH-SIDA  y según las últimas estimaciones del Ministerio de Salud de la Nación, en Argentina viven 139 mil personas infectadas con este virus, con 5800 nuevos casos cada año. Asimismo, se sabe que la vía más usual de transmisión es la sexual, que se da en el 98 por ciento, y que cerca del 97 por ciento de las nuevas infecciones en mujeres se produjeron por prácticas sexuales sin protección con varones.

En Tandil, en los últimos diez años se registró un promedio de 15 nuevos diagnósticos anuales y el 60 por ciento de los pacientes que conviven con el VIH son hombres. La médica infectóloga Florencia Bruggesser, quien se desempeña en el Sistema Integrado de Salud Pública, conversó con El Eco de Tandil y confirmó que, a nivel local, desde 2010 se pudo aumentar la tasa de diagnóstico.

“Al incrementarse los testeos y tratar de identificar precozmente a los pacientes, lograr que el estudio sea parte de la rutina, se puede avanzar en el tratamiento de la enfermedad” detalló. No obstante, sin cura conocida a la fecha, la prevención continúa siendo la mejor herramienta para hacer frente a esta enfermedad.

Por otra parte, las cifras nacionales muestran, en tanto, que el 17 por ciento de las personas infectadas no conoce su diagnóstico y que el 36,5 por ciento de los casos diagnosticados fueron detectados en etapa avanzada, lo que limitó la posibilidad de tratamiento y sobrevida.

Menos consultas 

En 2020, la pandemia de Covid-19 resintió también en la ciudad las atenciones y los controles que se realizan habitualmente. Según informó Bruggesser,  el año pasado se efectuaron 180 consultas en el sistema público ligadas al tema y este año, si bien no aún no finalizó, se contabilizaron sólo 99 atenciones, la mayoría en los centros de salud.

Esta tendencia se dio porque se restringió la atención en el Hospital Ramón Santamarina y además muchos pacientes optaron por no acercarse al nosocomio  para evitar complicaciones vinculadas al coronavirus.

Avances en el tratamiento 

A diferencia de lo que sucedía en los años 80 y 90, cuando un diagnóstico de VIH positivo significaba una sentencia a muerte y un estigma discriminatorio, gracias a los avances en la detección y el tratamiento medicamentoso, hoy los pacientes conviven con el VIH sin problemas y pasó a ser una enfermedad crónica.

“Antes era una enfermedad con mucha comorbilidad y mortal, con los años se redujo el cóctel de comprimidos, algunos pacientes sólo toman uno por día. Ahora se usa menos medicación y más segura. Los tratamientos son muy efectivos, se logra bajar la carga viral y el virus se vuelve indetectable en el organismo. Lo ideal, una vez hecho el diagnóstico, es comenzar a tratar al paciente lo antes posible”, expuso. Con el abordaje correcto, el VIH se vuelve indetectable; esto significa que no es transmisible y entonces esa persona no constituye un vector de contagio.

Vías de contagio 

Hay solamente tres vías de transmisión: la vía sexual, la sanguínea y la perinatal (de la madre al bebé). El virus circula y se transmite únicamente a través de la sangre, el semen y el líquido preseminal, las secreciones vaginales y la leche materna.

Puede ingresar al cuerpo humano al tener relaciones sexuales sin preservativo; al compartir agujas, jeringas o canutos; o al recibir una transfusión de sangre no debidamente controlada. En el caso de las mujeres embarazadas que están infectadas, el virus puede pasar al bebé mientras está en la panza, en el momento del parto o durante la lactancia.

Asimismo, la especialista confió que en la localidad más del 95 por ciento de los pacientes contraen el VIH por la vía de transmisión sexual y que se contagian por su pareja estable. “Suele pasar que asumen una pareja estable y en poco tiempo dejan de usar métodos de barrera. Vemos en adolescentes que con poco tiempo ya se asumen como estables  como tal y dejaban de usar preservativo, sólo emplean anticonceptivos. Es una forma de contagio muy extendida sobre la que hay que centrar las campañas. Otros años se han hecho campañas y acciones, se trabaja en los centros de salud con la población, pero el Covid-19 lo dificultó este año”, explicó.

Embarazo y VIH 

Cuando una pareja serodiscordante -uno de ellos tiene el virus y el otro no- desea concebir, puede hacerlo sin problemas controlando que la carga viral sea indetectable. “Ahora no hay una estrategia particular para concebir, simplemente se verifica que la carga no se detecte con al menos dos estudios y que haya buena adherencia al tratamiento. En el caso de las mujeres, los control prenatales y en el parto deben ser más estrictos, pero nada más. En Tandil no hemos tenido casos de bebés contagiados en el canal de parto, se toman todos los recaudos”, precisó Bruggesser.

A partir de 2001 rige la obligatoriedad del ofrecimiento del test de VIH a toda mujer embarazada, lo cual permite aumentar la cantidad de testeos y a su vez disminuir notablemente la transmisión madre-hijo. Cabe destacar que el 50 por ciento de las mujeres seropositivas son diagnosticadas durante el embarazo.

¿Qué es el VIH-SIDA? 

Desde el punto de vista biológico el SIDA (Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida) es una etapa avanzada de la infección producida por el VIH (Virus de Inmunodeficiencia Humana). Por eso lo correcto es hablar del “proceso de infección VIH-Sida” sabiendo que es algo que puede cambiar con el tiempo. No obstante, la mayoría de los pacientes no alcanzan este estadio si tienen una buena  adherencia al tratamiento y no se producen fallas durante el mismo.

El Ministerio de Salud de la Nación dispone la obligatoriedad de cobertura para el diagnóstico, seguimiento y la medicación antirretroviral y para enfermedades oportunistas de manera universal tanto en los centros de salud públicos, como así también para la seguridad social y la medicina privada.

Charla virtual 

Ayer a las 20 se transmitió en vivo por el perfil de YouTube de la Secretaría de Extensión de la Unicen un panel conformado por diversos profesionales, entre ellos Florencia Bruggesser, sobre el acceso a la salud sexual y reproductiva en este marco. La propuesta estuvo dirigida a compartir distintas miradas sobre esta temática,  el VIH, los datos en Tandil, la ESI, los cupos trans, los recorridos y trabajos con las organizaciones, y también las últimas campañas y proyectos en torno a dichas problemáticas.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario