fbpx Sin accidentados por pirotecnia, los nosocomios municipales tuvieron gran demanda en Año Nuevo – El Eco
¿Ya tenés una cuenta?
Inicia sesión
¿Aún no te registraste?
Registrate gratis

Sin accidentados por pirotecnia, los nosocomios municipales tuvieron gran demanda en Año Nuevo

El informe precisó que en el Hospital Santamarina ingresaron unas 29 consultas al Servicio de Emergencias, dos de ellos por accidentes en la vía púnñica. En el de Niños el número fue casi el doble, con 67 pacientes, de los cuales dos ingirieron bebidas alcohólicas. Un triple choque en Perón al 1300 dejó internado a un menor.

El Eco

Comenzó un nuevo año y en la celebración del 31 a la noche pocos estruendos correspondientes a fuegos artificiales se sintieron en la ciudad, lo que aparejó que afortunadamente no se registraran heridos por pirotecnia en esta ocasión.

De todas maneras, de acuerdo al informe oficial del Hospital “Ramón Santamarina”, la Guardia atendió a 29 personas entre las 22 del 31 de diciembre y las 8 el 1 de enero. La cifra reportadas es ostensiblemente menor a los 200 pacientes que confirmó la jefa del área Cecilia Martens.

De acuerdo al detalle que brindó el área de Prensa del Sistema Integrado de Salud Pública, a cargo de Leandro Müller, de esas atenciones cinco constituyeron accidentes en la vía pública, de los cuales dos pacientes permanecían internados para su observación clínica.

Asimismo, develaron que el resto de las consultas pudieron ser en su mayoría resueltas clínicamente.

Por otro lado, en el Hospital de Niños “Dr. Debilio Blanco Villegas” percibieron un número mayor de consultas y atenciones, pero tampoco relacionadas con accidentes debido al uso de fuegos artificiales.

Hospital de Niños

Más allá de la ausencia de pirotecnia, en el nosocomio infantil debieron prestar atención a 67 pacientes, poco más del doble que en el de adultos, y por diversos motivos.

Según los detalles emitidos en el informe, se registraron un paciente por quemadura, dos por heridas cortantes, seis con traumatismos por accidentes domésticos, dos con traumatismos de cráneo y, por último, dos niños de 12 y 13 años ingresaron por ingesta de alcohol durante la madrugada.

Asimismo, se recibió a un menor luego de una colisión entre autos en avenida Perón al 1300, donde el niño fue llevado por una ambulancia del SAME y quedó internado en sala general para su observación.

Finalmente, el resto de las consultas que se registraron correspondieron a patologías habituales en pediatría relacionadas principalmente con fiebre, diarrea, crisis asmáticas, exantemas y reacciones alérgicas.

Triple choque en Perón

Un violento choque múltiple ocurrió a primeras horas del 1 de enero en la avenida Perón al 1300, donde un Fiat Duna, patente SXF 340, conducido por Martín Sánchez, impactó por alcance contra un Ford Fiesta, dominio JRR 611, que era guiado por Héctor Gordillo y luego cruzó de carril y colisionó contra una Renault Kangoo (MSO 590) que circulaba en sentido opuesto. Producto del accidente, dos personas debieron ser trasladadas al nosocomio.

Si bien aún se desconocen las causas del incidente, se sabe que el Duna viajaba por Perón hacia Del Valle y embistió por detrás al Fiesta Max, que circulaba en el mismo sentido y culminó con daños en la parte posterior izquierda. Tras la colisión, Sánchez perdió el control del automóvil y golpeó contra la Kangoo que hacía lo propio en dirección contraria.

Testigos ocasionales del hecho dialogaron con El Eco de Tandil y manifestaron que el conductor del Fiat habría estado alcoholizado, aunque el dato no fue confirmado por las autoridades sanitarias ni policiales.

El siniestro se registró a las 00.30, aproximadamente, de este 1 de enero y demandó el arribo de los Bomberos, de varios móviles policiales, de una ambulancia del SAME, que trasladó al menor que circulaba en la Kangoo al Hospital Dr. Debilio Blanco Villegas, y una dotación de Usicom Emergencias, que derivó a Sánchez al Hospital Municipal Ramón Santamarina.

Según confirmaron a este medio, en el Ford viajaba una pareja de adultos mayores que resultó afortunadamente ilesa, mientras que en la Renault iban un hombre de 47 años con su hijo de diez.

Si bien aún se aguarda por el parte médico, informaron que el niño se encuentra fuera de peligro y que sólo habría sufrido algunos traumatismos y una torcedura de tobillo.

Por el hecho, debieron cerrar al tránsito la avenida entre Uriburu y Pellegrini y, luego de varias horas, ya durante la mañana la grúa se acercó al lugar para retirar los automóviles y volver a habilitar el paso. Asimismo, los Bomberos fueron convocados para limpiar las pérdidas de aceite que había sufrido uno de los rodados y evitar peligros en esa calle.

 

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja un comentario